X

¿Quieres recibir más información como esta a tu email?

Regístrate

Me gustaría recibir las últimas novedades.

jueves, 25 de enero de 2018

Diseño de sonrisa con carillas

Diseño de sonrisa con carillas

Conforme el tiempo pasa y las aspiraciones del público van en aumento, la proporción de visitas al dentistas por razones funcionales y de salud están siendo gradualmente alcanzados por la demanda de soluciones estéticas para los dientes. En la actualidad, hay un mayor interés por mantener la apariencia, ya que es clave para inspirar confianza y mayor agrado en relaciones interpersonales, sea con fines de trabajo o sociales.

Los efectos relacionados con una buena sonrisa son varios, comenzando con un mejor nivel de autoestima, mientras que para quienes te observan es la vista de alguien saludable. Se han realizado varios estudios sobre el “efecto halo”, que es simplemente la manera en que la gente da más peso al trabajo y opiniones de una persona con buena apariencia.

Una de las maneras para acceder a la sonrisa perfecta es por medio de las carillas dentales. Dichas carillas superpuestas sobre tus dientes se preparan para corregir tanto la coloración como la apariencia armónica de toda la dentadura al sonreir. He aquí algunos tipos de ellas:

Carillas de resina compuesta (composite). Son de las más comunes, se aplican y esculpen durante tu visita al dentista. Su propósito es arreglar problemas estéticos menores como astillamientos y grietas, aunque también pueden utilizarse para corregir alineaciones o huecos entre dientes.

Carillas de porcelana. Es la opción de más costo por el material utilizado, pero el resultado en tu sonrisa hace que valga la pena la inversión. En este caso, harán falta varias consultas con el dentista para toma de medidas y otras preparaciones, que luego se enviarán a un laboratorio dental para la preparación de las carillas a la medida, considerando dimensiones y color. Son a prueba de manchas y por lo general su tiempo de vida es superior a materiales alternos; también deberán realizarse modificaciones a tus dientes naturales para aplicar las carillas.

Carillas instantáneas. Es el punto entre las carillas de resina y las de porcelana, ya que se utilizan piezas prefabricadas. El dentista seleccionará piezas que más se asemejen a la forma y color de tus dientes. No hace falta involucrar al laboratorio y el proceso puede hacerse en una sola visita.

Carillas removibles. Estas son unas carillas delgadas pero resistentes que se fijan en sitio a presión sobre tus dientes, que puedes quitar y poner cuando sea necesario. Están hechas para que puedas comer y beber con ellas; para higiene, puedes retirarlos para enjuagarlos. Para crearlos, el dentista toma muestras de tu dentadura y mordida.

Hay que estar conscientes y escuchar al dentista, pues aunque las carillas arreglen la apariencia exterior, se deben atender los problemas que tengan los dientes debajo. Golpes, caries, manchas, cuarteaduras, es mejor arreglarlo para controlar su efecto y futuras complicaciones.

Luce una sonrisa perfecta con ayuda de los Especialistas en Odontología, ¡consigue tu cosulta gratis!

No hay comentarios:

Publicar un comentario