X

¿Quieres recibir más información como esta a tu email?

Regístrate

Me gustaría recibir las últimas novedades.

miércoles, 1 de noviembre de 2017

Todo​ ​lo​ ​que​ ​debes​ ​de​ ​enterarte​ ​acerca​ ​de​ ​implantes

Implantes dentales


En el transcurso de nuestra vida podemos padecer enfermedades o sufrir accidentes que en algún momento puedan afectar a nuestros dientes. Una vez que la dentadura está incompleta, es abrir paso a futuros daños, causados por una mordida con menos estabilidad, desgaste e incluso aflojamiento de los dientes cercanos al espacio vacío, al no tener el soporte estructural de todas las piezas. Puede hasta cambiar la forma en que hablamos y claro está, afectar negativamente en la apariencia de nuestro rostro.

Para evitar el desgaste futuro y las demás consecuencias de una dentadura incompleta, los implantes dentales son la alternativa que puede regresarnos nuestra sonrisa y comodidad al comer. Están hechos de titanio o aleación de titanio, que se fijan en el maxilar; al paso de los meses el hueso se repara y prácticamente se fusiona con el implante para quedar firme en posición, para luego instalar una corona sobre el implante, lo que es la pieza dental visible.

Precedido por consultas de preparación, el día de la operación para poner el implante dental se utiliza anestesia local al ser una intervención breve, que en la mayoría de los casos dura aproximadamente diez minutos. En los próximos siete a diez días se deberá tener cuidado, con dieta blanda, aplicar hielo sobre la mejilla de la zona intervenida y evitar fumar el alcohol y actividades deportivas o de impacto. De tres a 4 meses después de la cirugía, se haría una segunda intervención para agregar uno aditamento de titanio previo a la colocación de la prótesis, que podría ponerse un par de semanas después de este paso. 

Independiente a la situación de cada paciente, respecto a las condiciones de hueso en el maxilar que recibirá el implante, el especialista buscará colocar prótesis provisionales sobre los implantes el mismo día o pocos días después, para tener una buena apariencia mientras se da la fijación definitiva del hueso sobre el implante. 

En el paso final, se coloca la prótesis sobre el implante con tornillos o con cemento especial. A partir de este momento recuperarás tu sonrisa original, teniendo la forma y la resistencia similar a tus dientes normales. Después de este punto, el cuidado de tus dientes seguiría como siempre, cepillándolos todos los días, usando hilo dental y haciendo visitas periódicas para revisión y limpieza profesional dos veces al año. 

Para saber si eres un candidato apropiado para implantes dentales se hace una revisión de la densidad ósea, buena higiene y salud bucal, además de otros requisitos médicos que el especialista podrá revisar en la consulta de valoración. Para los dentistas, la opción de conservar los dientes naturales será la prioridad, pero una vez deliberado que la pieza dental no se puede recuperar, se propone la alternativa de usar implantes para recuperar la estética y funciones bucales. 

1 comentario: